miércoles, 2 de septiembre de 2015

Otra vez Septiembre


Desde mi ventana
estoy mirando la lluvia,
como algo lejano, 
que moja otras calles
por las que no transito,
evitando la mía,
que se queda esperando
sin agua en las aceras,
sin llenarse de charcos
que harían la delicia de mi niña interior.
Llueve sobre otra gente,
sobre otros corazones,
y en el mío
tan sólo cae la lluvia
de mis propias lágrimas.