miércoles, 18 de enero de 2017

Confesión.


Yo no soy como tú piensas.
Yo soy un páramo helado
y, bajo el hielo, espinas
y ninguna rosa.